Prescribe Juego es una iniciativa de trabajo preventivo comunitario.

Prescribe Juego es una iniciativa de trabajo preventivo comunitario que el Centro de Salud Mental de Niños y Adolescentes de Ezkerraldea está implementando en la actualidad.

El objetivo general de Prescribe Juego es la promoción de la salud mental de la población infanto-juvenil, impulsando, desde diferentes agentes sociales, el desarrollo de la actividad lúdica (ayuntamientos, colegios, agentes sociales...).

La idea de comenzar un trabajo de este tipo nació en primer lugar de la preocupación que sentimos como profesionales al observar,tanto en la vida cotidiana como en la consulta, el lugar al que ha sido relegado el juego libre en la vida del niño y la niña.

El juego que constituye, desde el punto de vista psicológico, una pieza clave en el desarrollo del niño y la niña, y que desempeña un papel muy relevante en la formación de la personalidad, ha sido desplazado y sustituido, en gran parte, por las actividades extraescolares y por el uso masivo de la televisión y de las nuevas tecnologías.

Según el Observatorio del Juego (Investigación Juego y Familia 2012) un tercio de los niños y niñas encuestados juegan solos y que el tiempo diario que dedican al juego es insuficiente, una hora diaria los días de clase.

Esta situación tiene consecuencias en la salud mental de la infancia y adolescencia, en detrimento de la misma, apareciendo como hipotético factor que eleva la vulnerabilidad a la psicopatología.

Los múltiples cambios sociológicos actuales, la introducción de las nuevas tecnologías en la vida cotidiana y familiar, la mayor complejidad y diversidad en las relaciones y en la estructura de las familias y la multiculturalidad en los barrios y en las aulas, hacen necesario un nuevo posicionamiento en lo que compete a nuestro quehacer profesional, dando el salto hacia el trabajo en red con proyectos preventivos comunitarios como este.

En el último Plan Estratégico de Osakidetza se apuesta por un cambio de concepto, de Sanidad a Salud, dando importancia no solo al restablecimiento de la salud desde una situación de enfermedad sino a la salud como valor en sí mismo. Se propone, pues, una visión más amplia que incluye los factores sociales determinantes de la salud de toda la ciudadania.

La visión global de la salud supone un trabajo coordinado y transversal del sistema sanitario con el resto de Administraciones y Agentes Sociales.

Siguiendo a Maite Garaigordobil, Catedrática de Evaluación Psicológica de la Universidad del Pais Vasco y que ha realizado numerosas investigaciones sobre el juego, podemos afirmar que el juego es la actividad del niño y de la niña por excelencia y motor espontáneo de múltiples facetas del desarrollo:

A nivel biológico, es un agente de crecimiento del cerebro y potencia la evolución del sistema nervioso.

A nivel intelectual, ofrece una excelente oportunidad para el aprendizaje y desarrolla técnicas de resolución de problemas, estimulando la creatividad.

A nivel afectivo es una actividad que procura placer y alegría de vivir, proporciona refugio ante las dificultades de la vida y favorece la expresión de las emociones y autocontrol. Además es fuente de autoestima y de maduración psicológica.

A nivel social, favorece el vínculo con el otro, el aprendizaje de los roles sociales, de la empatía y del respeto.

– Maite Garaigordobil Landazabal
Web de Maite Garaigordobil
Logo Fundacion Crecer Jugando
Bakeola
Trukeme